Bernardo Rivavelarde

Bernardo Rivavalarde, consagrado artista digital cántabro que ha recorrido ya las más importantes capitales de España, Alemania, Austria, México, Japón, Reino Unido y Francia con sus tres últimas exposiciones, ha despertado el interés de las más importantes instituciones artísticas de la capital valenciana tras su participación como tertuliano en la exposición El Ojo Que Mira Bigas Luna. El evento tuvo lugar en el IVAM el pasado 26 de septiembre. Dichas instituciones se han interesado con la obra del artista para exponerla en Valencia en 2020.

Desde Gala Cultural Consulting presentamos a Bernardo Rivavelarde, artista nacido en Santander, con una propuesta de su obra completamente innovadora y vanguardista del arte actual, incluyendo las nuevas tecnologías, electrónica e imágenes sonoras. Todo esto forma parte del universo artístico de sus exposiciones de “arte digital” e interactivo.  

Su primera exposición digital fue “Escuchando imágenes”, surgió como propuesta para enlazar arte con diseño gráfico, fue estrenada el año 1999 en la Galería Valle Quintana (Madrid). Fue todo un éxito y recibió la mayoría de premios en diseño gráfico y artístico en España. Premios tan importantes como el Laus, el Moebius además de diversas menciones en festivales nacionales e internacionales (Ars Electronica, Japan Media Art Festival). Esta ofrece variedad de innovadoras imágenes, animaciones y obras interactivas que introdujo en su arte, que explican su gran éxito.

 A esta exposición la siguió “Homodigitalis” en 2003. Consiste en una película de animación de media hora de duración dividida en tres partes: el Cuerpo, la Máquina y el Futuro. Dio nombre tanto a la obra artística como a la banda sonora, compuesta por el grupo de electrónica español The Lab. El álbum fue nominado el mismo año a Mejor Álbum de Música Electrónica y Mejor Tema de Música Electrónica (Emotions) en los Premios de la Música en 2003. Esta exposición viajó por España, Italia, Alemania y México. 

Después el artista nos sorprendió con “Future Nature”. Esta última colección de arte digital fue inaugurada en 2012 en la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia, y posteriormente expuesta en La Casa de Vacas del Parque del Retiro en Madrid (2016). Encontramos una composición de imágenes, paisajes sonoros y animaciones que plasman un entorno imaginario. A través de dichos componentes, pretende invitar a la reflexión de la convivencia del hombre con la tecnología y la innovación, teniendo en cuenta la sostenibilidad.  Su obra refleja la imagen de cómo será la naturaleza del futuro: moldeada por el hombre, además de reflejar la estrecha relación que este tiene con las nuevas tecnologías. Rivavelarde es capaz de transportar al espectador a un bosque sin necesidad de representar árboles o vegetación, sino que lo consigue a través de objetos relacionados con la tecnología. La naturaleza está condicionada por todo lo que hace el hombre, por el desarrollo de la tecnología, y plasma el consenso entre las dos partes, el hombre y la naturaleza. En todas las imágenes hay un punto de calma, de integración. La naturaleza se adapta a las condiciones. Además, hay que tener en cuenta el hecho de que esta obra, aunque intencionadamente, tiene un alcance global, ya que este cambio afecta a todo el mundo por igual. 

Su objetivo queda lejos de hacer juicios de valor o mostrar una visión pesimista sobre nuestro futuro y la dirección a la que se encamina. Pues, en realidad, el propósito de su obra es representar cómo será esa realidad a la que nos enfrentaremos casi irremediablemente tarde o temprano. Por tanto, el artista decide plantearlo como una continuación lógica del proceso evolutivo del hombre. En sus propias palabras, “el objetivo es reivindicar un futuro para todos, aportando valor a través del arte; apostando por un medio ambiente que camina en paralelo con el conocimiento y la vanguardia”.

El artista ha confirmado ya que se llevarán a cabo estas exposiciones en Valencia, ahora solo queda esperar a que el confirme las instituciones y las fechas.